domingo, 10 de noviembre de 2013

Mis remedios para el resfriado


¡Qué rollazo! llega el frío y sus resfriados, pues a prepararse ¿no? claaaro



Les cuento lo que hago  ;-)

Para prevenir y subir las defensas seguro que conoces la equinácea. Recuerda no tomarla más de 3 semanas o un mes, el cuerpo necesita descansar. 

Toma suficiente vitamina C: mandarinas, naranjas, pimientos, fresas...


Infusión con orégano

Cuando me he encontrado un poco "rarilla" como si me fuera a dar fiebre me he hecho esta infusión me resulta súper efectiva :-D

Tomillo
Malvavisco
Regaliz (corteza)

Primero hervimos a fuego medio y tapado (para que no se escape su esencia) durante 5 min el malvavisco y la regaliz. Una vez apagado el fuego agregamos el tomillo y dejamos infusionar un buen rato.

Ahora viene el ingrediente potente: el aceite esencial de orégano. Hay que tener mucho muuucho cuidado con el porque es muy fuerte e irrita las mucosas e incluso la piel.

Le echo sólo una gota a una buena taza de infusión y remuevo bien con una cucharilla. Cada vez que voy a dar un sorbo vuelvo a remover para que se repartan bien las gotitas del aceite. Tiene un sabor y un olor muy fuerte que puede resultar desagradable pero lo recomiendo, sin duda.

Tomarla tres veces al día, preferiblemente antes de comer.

Es un antibiótico fantástico y sube las defensas.


Jengibre

Calienta desde el interior y ayuda mucho con las mucosidades. Ya que estoy, para calentar el cuerpecín también es muy buena la sopa de miso.

Pelo el jengibre fresco con una cucharilla y lo rallo encima del caldero en el que está hirviendo el agua durante 3-4 minutos.
Infusionamos junto a otras plantas como salvia, tomillo, erísimo...


Gárgaras

-Gárgaras de salvia: hacer una infusión de salvia y luego gárgaras. La infusión es sólo hervir agua, apagar el fuego y echar la salvia. Dejar que repose bastante. Las gárgaras se deben con la infusión tibia. Hacerlas tres veces al día.

Recomendada para desinflamar y suavizar la garganta.

-Gárgaras de limón: exprimimos medio limón en un vaso, llenamos medio con agua tibia. Echamos la puntita de una cuchara de bicarbonato y una cucharadita de miel. Mezclamos.

Con esto hacemos gárgaras una o dos veces al día.

La utilizo cuando hay infección.


Vapores de eucalipto

Cuando hay congestión es bueno hacer vapores de eucalipto. Yo los suelo hacer antes de acostarme para evitar cambios de temperatura bruscos. Nunca los hagas antes de salir a la calle....

En aproximadamente dos litros de agua caliente vierte 8 gotas de aceite esencial de eucalipto.

Ponte encima del recipiente, colócate una toalla para que el vapor vaya hacia tí y respira ese aire durante 15-20 minutos.


Jarabe de cebolla

Corta media cebolla en trozos medianos en un cuenco. Vierte dos buenas cucharadas de miel y deja reposar durante la noche. Al día siguiente bebe el líquido que ha salido. 

Sabe básicamente a cebolla dulce jeje pero aunque se te queda un aliento contundente vale la pena porque aprovechas las buenas propiedades que tiene la cebolla y la miel contra los resfriados ;-)



¡Abrígate bien! muuuuaaaks


No hay comentarios:

Publicar un comentario